¿Cómo se limpian los cubiertos de plata?

Cubiertos fabricados en alpaca
Cubiertos de plata

 

Os dejamos dos consejos para  limpiar cubiertos de plata,

1- Forrar con papel aluminio el interior de un recipiente y llenar el recipiente con agua caliente en la que se vierte bicarbonato o sal.

2-También se puede usar vinagre mezclado con bicarbonato o limón,. Con la mezcla se va mojando un paño y con él se frota la plata. Cuidado con que no sea algo duro que pueda rayar la plata.

No dejéis residuos del producto de limpiar en la plata, porque se manchará mucho antes.

 

 

Anuncios

Saque de cuchara

 

saque-cuchara

El tenis y la cuchara, ¿qué tienen en común? Se trata del saque más humillante que existe en el tenis, el saque de cuchara.

Un tenista puede ejecutar este saque por dos razones, uno buscar la sorpresa del contrario o dos, ridiculizar al rival y reírse de él. Lo habitual es que el tenista que lo recibe, en la gran mayoría de ocasiones pierda el punto.

El saque de cuchara tiene una mecánica sencilla aunque difícil de ejecutar con la perfección que requiere, debido a la distancia desde la línea de fondo a la red. El golpeo de raqueta y bola se produce a la altura de la cintura, dándole cierto efecto de retroceso para que caiga lo más cerca posible de la red y al botar se frene, haciendo mucho más difícil que el contrario llegue y devuelva la bola.

 

Curiosidades del cuchillo

Modelo de cuchillo de Cruz de Malta
Modelo de cuchillo de Cruz de Malta

Los primeros cuchillos tenían la punta puntiaguda. Posteriormente aparecieron los actuales de mesa con punta redondeada.

Existen dos teorías en cuanto a su invención. La primera es que la punta se transformó para evitar cualquier tipo de daño o posibles ataques en la mesa. La segunda, más admitida, viene de la época de Luis XIII (1601-1643), y más concretamente del conocido Cardenal Armand Jean du Plessis Richelieu (1585-1642).

Había una cosa que el Cardenal no podía soportar y era que algunos de sus invitados utilizaban el cuchillo  como mondadientes e instrumento de manicura. Sobre todo, su invitado el Canciller Pierre Séguier. Así pues, Richelieu ordenó a su servicio que redondease todas las puntas de sus cuchillos para sorpresa de sus invitados. Esta idea se fue extendiendo por toda la corte llegando a propagarse poco a poco por todo el mundo.